Compositores e intérpretes

En uno de los últimos episodios de la maravillosa Treme uno de los personajes centrales, una dulce violinista, trata de componer una canción por primera vez. Tras presentarle los resultados a un amigo también músico que tiene unos cuantos años más de experiencia a sus espaldas, éste le descubre que la melodía de su primera composición es una variación de una canción de Bob Dylan. Descubriendo su inconsciente plagio la violinista se maldice: “esto es tan duro”. A lo que su amigo responde: “por eso el mundo está lleno de intérpretes”.

Intérpretes es lo que somos la mayoría de los que nos dedicamos a esto del cine, aunque quizá aspiramos a ser compositores algún día, si encontramos nuestra voz propia.